México quiere aguarle la fiesta a Brasil

06/17/2014 6:45 AM

06/17/2014 11:47 AM

El combativo México quiere aguarle la fiesta a Brasil, que liderado por Neymar busca su segundo triunfo en el Mundial de 2014 este martes, mientras Bélgica y Rusia salen a escena tras 12 años de ausencia.

Auriverdes y aztecas se enfrentan en la segunda fecha del grupo A a partir de las 16H00 locales (19H00 GMT) en el estadio Castelao de Fortaleza, en cuyos alrededores se esperan manifestaciones en contra del Mundial.

Ambos equipos tienen tres puntos en el grupo A. Brasil venció a Croacia por 3-1 en Sao Paulo el pasado jueves con un doblete de Neymar incluido, mientras que el Tri derrotó a Camerún un día después por 1-0 con tanto de su goleador Oribe Peralta.

Será un partido “muy equilibrado” en el que el que gane dará un paso decisivo hacia octavos de final, aseguró el DT brasileño, Luiz Felipe Scolari, que calificó al rival de “guerrero, fuerte, habilidoso, organizado y que juega un fútbol para respetar”.

El turco Cuneyt Cakir, de 37 años y que hace su debut en un Mundial, será el árbitro del duelo y ha pasado a tener un rol central tras la polémica que se generó por los arbitrajes del japonés Yuichi Nishimura en Brasil-Croacia y del colombiano Gilmar Roldán en México-Camerún.

Varios jugadores del Tri, no obstante, dijeron el lunes que tienen plena confianza en el colegiado turco.

“No tengo ningún problema con el arbitraje. El árbitro pita y nuestros jugadores juegan”, lanzó por su parte Scolari.

Este martes se produce el retorno a los mundiales tras doce años de ausencia de Bélgica y Rusia, ambos integrantes del grupo H junto a Argelia y Corea del Sur.

Bélgica, que debuta a las 13H00 locales (16H00 GMT) ante Argelia, llega a Brasil con una generación de futbolistas con la que se ilusiona con repetir los logros obtenidos en la década de 1980.

Entonces, de la mano de Eric Gerets, Jan Ceulemans, Enzo Scifo y el portero Jan Marie Pfaff, entre otros, los Diablos Rojos terminaron en el cuarto lugar del Mundial de México-1986 y cuatro años antes sorprendieron al mundo al vencer a Argentina por 1-0 en el partido inaugural de España-1982, que también significó el debut mundialista de Diego Maradona.

Con jugadores como el volante ofensivo Eden Hazard, el portero Thibaut Courtois, para muchos el mejor de Europa en la actualidad y los delanteros Dries Mertens y Romelu Lukaku, Bélgica es claro favorito para vencer a Argelia.

Pero su entrenador, Marc Wilmots, quiere que sus jugadores eviten el exceso de confianza. “Es un partido complicado, la única verdad que cuenta es en el terreno de juego”, dijo.

Rusia, de la mano del DT italiano Fabio Capello, debuta ante Corea del Sur en el estadio Arena Pantanal de Cuiabá (oeste) a las 18H00 locales (22h00 GMT).

“Tenemos cosas que demostrar en este Mundial. Han pasado 12 años desde la última vez que Rusia participó en un Mundial, así que nuestro objetivo es jugar más de tres partidos”, dijo el experimentado defensa ruso Vasili Berezutski, de 31 años.

Al contrario que los rusos, los surcoreanos llegan a su octavo mundial consecutivo, aunque no han vuelto a brillar desde que llegaron a las semifinales de “su” Mundial en 2002.

Este lunes mientras tanto fue el debut de la ‘máquina' alemana de Joachim Low, que goleó 4-0 en Salvador a Portugal por el grupo G y dejó en ridículo al portugués Cristiano Ronaldo, que se fue del estadio Arena Fonte Nova sin atender a la prensa.

Con tres goles de Thomas Müller, el primer jugador en lograr un triplete en Brasil-2014 y que ya suma ocho en mundiales con solo 24 años, y el restante de Mats Hummels, Alemania presentó sus credenciales como candidato al título.

“Hemos tenido ocho ocasiones y hemos marcado cuatro. Hemos sido eficaces”, dijo Löw en rueda de prensa tras el partido, añadiendo que “por supuesto, ha sido buen comienzo para nosotros”.

También por el grupo G, el estadounidense Clint Dempsey marcó el tanto más rápido de Brasil-2014, que abrió el camino de la victoria 2-1 con sabor a venganza de los norteamericanos sobre Ghana.

Dempsey abrió el marcador a los treinta segundos del partido jugado en el Estadio Arena Das Dunas de Natal (noreste), ciudad que fue declarada zona catastrófica tras las torrenciales lluvias de los últimos tres días que provocaron severas inundaciones en varios barrios.

Los dirigidos por Jurgen Klinsmann lograron la victoria con otro tanto de John Brooks a los 86 minutos tras el empate de André Ayew a los 82 para Ghana, que había derrotado a Estados Unidos en Alemania-2006 y Sudáfrica-2010.

Y en el partido restante jugado este lunes llegó el primer empate (0-0) del Mundial, entre Irán y Nigeria, que permite a Argentina quedar como único líder del grupo F tras su victoria por 2-1 el domingo frente a Bosnia-Herzegovina.

Pese al triunfo, el astro Lionel Messi se mostró descontento y crítico con su equipo: “Somos Argentina y creo que nosotros tenemos que estar bien sin fijarnos quién tenemos enfrente”, declaró.

Join the Discussion

Miami Herald is pleased to provide this opportunity to share information, experiences and observations about what's in the news. Some of the comments may be reprinted elsewhere on the site or in the newspaper. We encourage lively, open debate on the issues of the day, and ask that you refrain from profanity, hate speech, personal comments and remarks that are off point. Thank you for taking the time to offer your thoughts.

Terms of Service