Militares brasileños luchan contra el narcotráfico en Río de Janeiro

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE

  • Militares de las Fuerzas Armadas brasileñas toman hoy, sábado 5 de abril de 2014, el control del complejo de favelas de Maré, el último gran bastión del narcotráfico en Río de Janeiro, que fue ocupado la semana pasada por la Policía. La operación, anunciada previamente, comenzó a las 5.00 hora local (8.00 GMT), con la incursión de carros blindados y tanques en las principales favelas que componen el complejo, donde viven cerca de 120.000 personas. La ocupación de los militares en la zona, que tuvo lugar a 68 días de que comience el Mundial de fútbol 2014, se prolongará inicialmente hasta el próximo 31 de julio. Marcelo Sayão / EFE