Incendio azota la localidad de Fornelo do Monte en Portugal

  • Un hombre trata de apagar las llamas de un incendio que azota la localidad de Fornelo do Monte, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE

  • Un bombero realiza labores para extinguir el incendio forestal hoy, miércoles 21 de agosto de 2013, en Penalva de Alva, Oliveira do Hospital, ubicado en el centro de Portugal. De acuerdo con el Instituto de Conservación de la Naturaleza y el Bosque de Portugal, alrededor de 31.000 hectáreas de área forestal han resultado destruidas por el fuego en 2013. PAULO NOVAIS / EFE

  • Un bombero realiza labores para extinguir el incendio forestal hoy, miércoles 21 de agosto de 2013, en Penalva de Alva, Oliveira do Hospital, ubicado en el centro de Portugal. De acuerdo con el Instituto de Conservación de la Naturaleza y el Bosque de Portugal, alrededor de 31.000 hectáreas de área forestal han resultado destruidas por el fuego en 2013. PAULO NOVAIS / EFE

  • Un bombero realiza labores para extinguir el incendio forestal hoy, miércoles 21 de agosto de 2013, en Penalva de Alva, Oliveira do Hospital, ubicado en el centro de Portugal. De acuerdo con el Instituto de Conservación de la Naturaleza y el Bosque de Portugal, alrededor de 31.000 hectáreas de área forestal han resultado destruidas por el fuego en 2013. PAULO NOVAIS / EFE

  • Un carro incinerado se observa hoy, miércoles 21 de agosto de 2013, durante el incendio forestal en Penalva de Alva, Oliveira do Hospital, ubicado en el centro de Portugal. De acuerdo con el Instituto de Conservación de la Naturaleza y el Bosque de Portugal, alrededor de 31.000 hectáreas de área forestal han resultado destruidas por el fuego en 2013. PAULO NOVAIS / EFE

  • Un bombero trabaja en las labores de extinción de un incendio que azota la localidad de Fornelo do Monte, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE

  • Un helicóptero con agua se desplaza para extinguir el incendio forestal hoy, miércoles 21 de agosto de 2013, en Penalva de Alva, Oliveira do Hospital, ubicado en el centro de Portugal. De acuerdo con el Instituto de Conservación de la Naturaleza y el Bosque de Portugal, alrededor de 31.000 hectáreas de área forestal han resultado destruidas por el fuego en 2013. PAULO NOVAIS / EFE

  • Un hombre trata de apagar las llamas de un incendio que azota la localidad de Fornelo do Monte, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE

  • Varios hombres tratan de apagar las llamas de un incendio que azota la localidad de Fornelo do Monte, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE

  • Un hombre trata de apagar las llamas de un incendio que azota la localidad de Fornelo do Monte, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE

  • Residentes de la localidad de Fornelo do Monte se lamentan al contemplar el incendio que azota la zona, en Vouzela (Portugal), hoy, miércoles 21 de agosto de 2013. Los incendios registrados en Portugal en 2013 quemaron alrededor de 31.000 hectáreas de bosque, según informa el Instituto luso de la Conservación de la Naturaleza y de los Bosques (ICNF). PAULO CUNHA / EFE