Se lleva acabo el juicio al soldado Bradley Manning

  • El soldado estadounidense Bradley Manning (C) sale del juicio en Fort Meade, Maryland, EE.UU., el 30 de julio de 2013. El soldado Manning ha sido declarado no culpable por el consejo de guerra de "ayudar al enemigo", por lo que podría haber sido condenado a cadena perpetua, pero, entre otros cargos, ha sido declarado culpable de violar la Ley de Espionaje y se enfrenta a una pena máxima de 154 años de prisión. JIM LO SCALZO / EFE

  • Seguidores de Bradley Manning esperaron afuera de donde se llevaba acabo el juicio en Fort Meade, Maryland. SAUL LOEB / AFP/Getty Images

  • Seguidores de Bradley Manning se abrazan afuera de donde se llevaba acabo el juicio en Fort Meade, Maryland. SAUL LOEB / AFP/Getty Images

  • El soldado estadounidense Bradley Manning (C) sale del juicio en Fort Meade, Maryland, EE.UU., el 30 de julio de 2013. El soldado Manning ha sido declarado no culpable por el consejo de guerra de "ayudar al enemigo", por lo que podría haber sido condenado a cadena perpetua, pero, entre otros cargos, ha sido declarado culpable de violar la Ley de Espionaje y se enfrenta a una pena máxima de 154 años de prisión. JIM LO SCALZO / EFE

  • El abogado del soldado Bradley Manning (c) acusado por el caso "WikiLeaks", sale del juicio en Fort Meade, Maryland, EE.UU., el 30 de julio de 2013. El soldado Manning ha sido declarado no culpable por el consejo de guerra de "ayudar al enemigo", por lo que podría haber sido condenado a cadena perpetua, pero, entre otros cargos, ha sido declarado culpable de violar la Ley de Espionaje y se enfrenta a una pena máxima de 154 años de prisión. JIM LO SCALZO / EFE

  • El abogado del soldado Bradley Manning (c) acusado por el caso "WikiLeaks", sale del juicio en Fort Meade, Maryland, EE.UU., el 30 de julio de 2013. El soldado Manning ha sido declarado no culpable por el consejo de guerra de "ayudar al enemigo", por lo que podría haber sido condenado a cadena perpetua, pero, entre otros cargos, ha sido declarado culpable de violar la Ley de Espionaje y se enfrenta a una pena máxima de 154 años de prisión. JIM LO SCALZO / EFE